Attorney General Ashley Moody News Release
May 30, 2019
Contact: Kylie Mason
Phone: (850) 245-0150

Print Icon Print Version

La procuradora general Moody alienta a los estudiantes a disfrutar de un receso de verano seguro


TALLAHASSEE, Fla.—La procuradora general Ashley Moody alienta a los estudiantes y a los padres de Florida a tomar medidas para tener un receso de verano seguro. Esta semana, millones de estudiantes de escuelas públicas de Florida comienzan el receso más largo del año y esto proporciona oportunidades para la diversión, y tiempo para la familia y el descanso, pero también aumentan las posibilidades de que los estudiantes se enfrenten a situaciones peligrosas.

La procuradora general Ashley Moody dijo: “Desde las drogas sintéticas hasta depredadores en Internet, los riesgos a los que los niños se enfrentan hoy son alarmantes. Mientras se inicia el receso de verano, conversen con sus hijos sobre los peligros que conlleva hablar con extraños en Internet y en público. Revisen las aplicaciones, los juegos en Internet y las cuentas en las redes sociales que sus hijos usan. Hablen con ellos de manera frecuente sobre cómo el uso de drogas, aunque sea solo una vez, puede llevar a una adicción de por vida, al encarcelamiento o, incluso, la muerte. Principalmente, asegúrense de involucrarse con sus hijos de manera activa haciéndoles preguntas y escuchándolos. Aliéntenlos a mantenerse alerta y alejados de las situaciones que pueden ponerlos en riesgo”.

La procuradora general Moody comparte los siguientes consejos del Departamento de Seguridad Nacional (
Department of Homeland Security, DHS) para ayudar a los padres a hablar con sus hijos sobre la seguridad en Internet.

No compartir demasiada información. Escribir una lista de cosas que los niños nunca deben publicar o compartir en Internet tales como las fechas de cumpleaños, nombres completos, domicilios y números de teléfonos y asegurarse de que comprenden por qué es importante mantener esta información en privado.

Ser cuidadosos con lo que publican. Internet no es un espacio privado. Una vez que los niños comparten una publicación, imagen o video, no pueden controlar cómo otras personas la usarán, y ésta nunca podrá ser eliminada de manera permanente. Enseñarles a ser cuidadosos y precavidos con lo que publican y comparten en Internet.

Conectarse solo con las personas que conocen. Los depredadores pueden crear perfiles falsos fácilmente y ocultar sus identidades, por lo que se debe instruir a los niños para que solo se conecten con los amigos que en verdad conocen en la vida real. También controlar la configuración de privacidad de los niños con frecuencia para asegurarse de que los desconocidos no puedan ver sus perfiles.

Mantener las ubicaciones de manera privada. Muchas aplicaciones, redes y dispositivos poseen funciones de geoetiquetado que transmiten las ubicaciones. Esta información puede conducir a un acosador directamente hacia un niño, por lo que es preciso asegurarse de que estas características estén desactivadas.

Proteger las contraseñas. Crear contraseñas sólidas para los niños y asegurarse de que saben que nunca deben compartir las contraseñas con otras personas excepto con sus padres o adultos de confianza.

Para obtener más información sobre la seguridad cibernética se puede consultar el folleto
Chatting with Kids about Being Online del DHS de la Campaña Stop.Think.Connect.™. Se puede obtener más información sobre la campaña, haciendo clic aquí.