Attorney General Ashley Moody News Release
March 14, 2019
Contact: Kylie Mason
Phone: (850) 245-0150

Print Icon Print Version

La procuradora general Moody obtiene millones contra dos grandes compañías automotrices por violaciones a la protección al consumidor

TALLAHASSEE, Fla.— La procuradora general Ashley Moody anunció hoy una resolución general que afecta a Fiat y Bosch. La procuradora general, en colaboración con líderes de otras 51 jurisdicciones y agencias federales, obtuvo casi 200 millones de dólares tras una investigación de los automóviles Fiat. Se cree que Fiat vendió vehículos que contenían dispositivos ilegales de desactivación suministrados y programados por la compañía de ingeniería y electrónica Bosch. La restitución estará disponible a través de acuerdos asegurados con ambas compañías en el marco de la resolución general. Los acuerdos, sujetos a la aprobación judicial, resuelven imputaciones de que Fiat trucó las pruebas federales de emisiones e informó datos falsos sobre sus vehículos que, supuestamente, respetaban el medio ambiente cuando, en realidad, los vehículos emitían niveles de nitrógeno más altos de los permitidos.

La procuradora general Ashley Moody dijo: “Comprar un vehículo nuevo es una decisión importante para cualquier familia, y los consumidores deben recibir la información precisa antes de hacer una compra tan costosa. No solo se engañó, al parecer, a los consumidores, sino que quizá se aumentaron los niveles de óxidos de nitrógeno emitidos respecto de lo actualmente permitido por la ley federal. Estoy orgullosa del trabajo de nuestros abogados que están dedicado a proteger a los floridanos”.

Las demandas contra las compañías incluyeron los vehículos deportivos utilitarios Jeep EcoDiesel y camionetas Ram 1500. Unos 4,855 de estos vehículos se vendieron o arrendaron por el sistema de ‘leasing’ en Florida. Las imputaciones surgieron a raíz de una causa anterior de dispositivos de desactivación de Volkswagen en la cual se determinó que Bosch suministró el equipo de emisiones que Volkswagen utilizó para eludir las pruebas de regulación ambiental. Supuestamente, Bosch facilitó la implementación de estos dispositivos en más de 600,000 vehículos Volkswagen y Fiat durante más de una década y ocultó la falta a reguladores y al público.

Como parte de la resolución general, para resolver los reclamos de promoción engañosa y en algunos casos, violaciones ambientales, los estados recibirán 98.7 millones de dólares de Bosch y 72.5 millones de Fiat, de los cuales un total de nueve millones van a la Florida. Por otro lado, a fin de resolver un litigio relacionado en varios distritos, Bosch también paga alrededor de 27.5 millones de dólares a los consumidores que reúnan los requisitos y que compraron o arrendaron los vehículos Fiat afectados. Bosch ya pagó más de 275 millones a los consumidores que compraron o arrendaron los vehículos Volkswagen afectados en virtud de acuerdos anteriores.

Para los consumidores de Florida que deseen más información sobre el proceso de restitución, hagan clic aquí.

Para ver el acuerdo con Fiat, haga clic aquí.

Para ver el acuerdo con Bosch, haga clic aquí.