Attorney General Pam Bondi News Release
December 8, 2011
Media Contact: Jenn Meale
Phone: (850) 245-0150

Print Icon Print Version

Procuradora General Pam Bondi y otros 25 procuradores generales acuerdan por $58.75 millones con Wachovia por esquema de actividades anticompetitivas con derivados de bonos municipales

TALLAHASSEE (Fla)– La Procuradora General, Pam Bondi, anunció hoy un acuerdo por $58.75 millones con los bancos Wachovia Bank N.A. y Wells Fargo Bank, N.A., como su sucesor ("Wachovia"), en el marco de una investigación, que se está llevando a cabo en el ámbito nacional, de presunta conducta anticompetitiva y fraudulenta en el sector de los derivados de bonos municipales. Los derivados de bonos municipales son contratos que usan los emisores exentos de impuestos para reinvertir ganancias de las ventas de bonos hasta que se necesiten los fondos o para compensar el riesgo de las tasas de interés. El acuerdo del grupo especial multiestatal forma parte de un acuerdo global coordinado por $148 que firmó Wachovia hoy.

"La licitación fraudulenta afecta negativamente el libre mercado al promover prácticas anticompetitivas y, en última instancia, perjudica a los contribuyentes", dijo la Procuradora General Pam Bondi. "Me complace que podamos llegar a una resolución de devolver a las agencias estatales, municipalidades, distritos escolares y entidades sin fines de lucro que sufrieron a causa de estas prácticas fraudulentas".

En abril de 2008, Florida y los otros estados comenzaron a investigar imputaciones de que algunas grandes instituciones financieras, como los bancos nacionales y las compañías de seguros, y ciertos corredores y consultores de canje de deuda, participaron en varios esquemas para falsificar licitaciones y cometer otras prácticas engañosas, desleales y fraudulentas en el mercado de los derivados de bonos municipales. La investigación, que aún está en marcha, reveló conductas colusorias y engañosas en la que participan individuos de Wachovia y otras instituciones financieras, además de ciertos corredores con quienes tenían relaciones laborales. La conducta ilícita consistía en licitaciones fraudulentas, presentación de ofertas de cortesía no competitivas y certificaciones falsas de cumplimiento con agencias gubernamentales, entre otras prácticas, en contravención con las reglamentaciones del Tesoro de los EE. UU.

Independientemente de los medios utilizados para llevar a cabo diversos esquemas, el objetivo era enriquecer la institución financiera o el corredor a expensas del emisor, y en última instancia de los contribuyentes, privando al emisor de un mercado transparente y competitivo. Como resultado de una conducta tan ilícita, las entidades estatales, municipales, locales y sin fines de lucro celebraron contratos de derivados municipales en términos menos ventajosos de lo que lo habrían hecho en otras circunstancias.

Como parte del acuerdo multiestatal con 26 procuradores generales, Wachovia ha aceptado pagar $54.5 millones de restitución a las agencias estatales, municipalidades, distritos escolares y entidades sin fines de lucro afectados en toda la nación que realizaron transacciones de derivados municipales con Wachovia entre 1998 y 2004. Además, Wachovia acordaron pagar una multa de $1.25 millones y $3 millones de honorarios y costos de la investigación a los estados intervinientes.

Wachovia también llegó a un acuerdo con la División Antimonopolios del Departamento de Justicia de EE. UU, la Comisión de de Valores de EE. UU., la Oficina del Contralor de la Moneda y el Servicio de Ingresos Internos. Wachovia es la cuarta institución financiera en llegar a un acuerdo con el grupo especial multiestatal en la investigación en curso de los derivados de bonos municipales después del Bank of America, UBS AG y JP Morgan. Hasta la fecha, el grupo estatal obtuvo acuerdos por un valor de casi $310 millones.